Cargando sitio

Corazón que rie, corazon que llora

No es fácil vivir entre dos mundos, y la niña Maryse lo sabe. En casa, en la isla caribeña de Guadalupe, sus padres se niegan a hablar criollo y se enorgullecen de ser franceses, de pura cepa, pero cuando la familia visita Paris, la pequeña repara en cómo los blancos los miran por encima del hombro. A caballo entre la lágrima y la sonrisa asistimos al relato de los primeros años de Condé, desde su nacimiento hasta el primer amor, el primer dolor, el descubrimiento de la propia negritud y de la propia feminidad, la toma de conciencia política, el surgimiento de la vocación literaria y la primera muerte.